25 feb. 2010

La curiosidad mato al gato


Dejando en claro que lo que aquí escribo es mío… solo si quieres puedes seguir leyendo… lo que aquí se plasma es mi pensar… y no puede ser usado en mi contra… quien así lo haga pagara con la pena de perderme…
He de comenzar diciendo como he cambiado… como mi forma de ser se ha modificado…
Hoy soy… reservado y mas callado que antes… la razón es simple… quizás suene un poco “emo” o “depresivo” pero es la verdad… el mundo como yo lo veo, los demás no lo entienden… no se lo imaginan y no alcanzan a verlo con el esplendor y sencillez que lo veo… por eso al abrir mi alma ante alguien mas… sus respuestas siempre son negativas y simplemente no me entienden… por eso… es más… de hoy en adelante… guardare silencio…
Como esto depende solo de ti si quieres o no leerlo… es aquí donde puedo expresar lo que siento y tú verlo… es aquí donde ves mi interior, pero esta en ti saber como lo interpretas…
Un joven que con dolores que solo el comprende aprendió a valorar el amor, se dio cuenta que es algo que no se le puede dar a cualquiera… descubrió que es un sentimiento tan grande y poderoso que seria un pecado desperdiciarlo…
Aprendí a amar sin condiciones a quienes realmente amaba… mi familia… y a decir “te quiero” solo a quien se lo merezca… por eso, deben saber que lo diré solo si así lo siento… y no deben dudar de ello…
Y el niño aprendió la diferencia entre un “te quiero” y un “Te amo”… comprendió también su significado y se propuso solo decirlo si de verdad, de lo mas profundo de su ser, lo sentía nacer…
Al saber que estos dos sentimientos son muy importantes… quise que llegaran solos a mi vida… pretendí no buscarlos, solo dejarlos llegar… sabía y sé que es el destino el que se encarga de estas dos fuerzas… te quiero y te amo… no es algo que se busque… solo llega…
Un día llego a su vida “te quiero”… el desconsiento dominaba al joven y él no supo como responder… es así como “te quiero” se quedo junto al joven haciéndolo sufrir y no junto a la otra persona… pero al finalizar una etapa… “te quiero” vio a la persona… “te quiero” se escapo por los ojos del joven y se fue con la niña… el joven ya no estaba mal…
Así aprendí que cuando se siente un “te quiero” es mejor decirlo… solo si se siente… de esta manera, una tarde “te quiero” paso por mi caja… y no lo dude… regale un “te quiero”… como no se lo digo a cualquier persona… yo estaba seguro que me llegaría un “te quiero” de vuelta… y así sucedió… de esta manera obtuve mi primer “te quiero”…
El niño entusiasmado con la idea de tener el “te quiero” de otra persona, se sentía en extremo feliz… como jamás se había sentido alguna vez… y de esa felicidad “te quiero” se alimentaba… creció y creció… y un día de tan gordo que estaba se abrió… y nació un “te amo”… los dos “te quiero”… el del niño y el de la niña… ahora eran unos lindos “te amo”…
Me di cuenta por fin la gran diferencia que hay entre estas dos grandes fuerzas… fuerza suficiente que hace un año… me dio la energía necesaria para poder dar uno de los paso mas importantes de mi vida… tenia a alguien a quien llamar amor… y existía alguien quien me llamaba amor…
El joven… en un día como este… hace un año… regalo algo que atesoraba bastante… su diamante en bruto… su primer beso… y con la ayuda de ese beso… tuvo aliento para decir “¿Quieres ser mía?”…
Porque no me haré el tonto… porque si lees esto es porque tu quieres… porque digan lo digan no puedo, no quiero y jamás la olvidaré… escribo esto… Si bien ya he dicho… que solo dos se ganan el titulo de haber estado muy cerca de mi corazón hasta el momento… son dos nombres que jamás olvidare…
Ya no hay amor… no hay sentimiento… solo el cariño al recuerdo, al momento, a lo ya vivido… no me pidan olvidar el día en que tuve mi primer amor y mi primer beso… no lo hagan porque serán ustedes los que se queden atrás… del mismo modo me comprometo a jamás volver a mencionarlo en voz alta… por lo que al comienzo dije… las personas simplemente no comprenden… que ya no quiero a esa persona…
Si es necesario lo escribo de nuevo… no la quiero, no la amo, no la extraño, no la busco, no la espero… pero, no la olvido… solo es eso… un recuerdo…
Un poco más de mí en este día… si siento algo, lo siento de verdad… sin ataduras, sin cosas a medias, sin mentiras y sin remordimientos…
Quiero dar un saludo a mis amigos… en especial a los que se den la lata de leer esto… si lo leen ustedes saben que los quiero… un “te quiero” distinto… uno de amigos… sepan que si se los he dicho, es de verdad…Soy un romántico…
Soy un soñador…
Soy un pesado…
Soy un misterio…
Soy un callado…Soy un tonto…
Soy pura pasión… puro llanto… puro corazón…
Unos “te quiero” para mis amigos… siempre
Solo unos pocos “te quiero” para algunas… algún día
Y unos únicos “te amo” para las más afortunadas… quizás…
Siempre muy fiel a lo que siento… siempre sincero… ese soy yo… Fabián… Fabián Andrés Torres Ríos…
Sueño mi pasado, vivo mi presente y añoro mi futuro… porqué amo la historia de mi vida…



No hay comentarios.: